nacional

Más de 52 mil muertes por virus

MÉXICO.- Autoridades de la Secretaría de Salud Federal, informaron que el pasado sábado 8 de agosto suman 52 mil 6 muertes por Covid-19, además de 475 mil 902 casos confirmados, 89 mil 25 sospechosos y 520 mil 970 negativos.

En la conferencia de prensa, Matthias Sachse, oficial de Salud y Nutrición de la Unicef, refirió que se carece de evidencia que el Covid-19 se transmita al bebé por la leche materna. 

Este viernes, la Secretaría de Salud informó que México llegó a los 469 mil 407 casos positivos a Covid-19, un incremento de 6 mil 717 más que el jueves, así como 51 mil 311 defunciones. 

Desde el inicio de la pandemia, hasta este sábado se han contabilizado al menos 723 mil 693 muertes por coronavirus alrededor del mundo, siendo Estados Unidos el país más afectado por el virus con 162 mil 304 fallecidos, seguido por Brasil y México, que suman hasta el momento 99 mil 572 y 51 mil 311 muertes, respectivamente.

nacional

No habrá gasolinazos

MÉXICO.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró ayer lunes que, suceda lo que suceda en la crisis económica generada por la pandemia del COVID-19, el precio de los combustibles no aumentará y no habrá gasolinazos.

En conferencia de prensa, el titular del Ejecutivo federal aseguró que en lo que resta de su administración se seguirá con la política de no aumentar los precios de los combustibles, y reconoció a empresarios que distribuyen el producto a precios razonables a los consumidores.

"Vamos a seguir con esta política de no aumentar los precios de los combustibles. No va a haber gasolinazos, suceda lo que suceda. Ahora que enfrentamos la caída en los precios del petróleo crudo, el petróleo que exportamos y que, al mismo tiempo, se redujo por la pandemia, en el consumo, bajó el precio de gasolina de importación y bajó el precio al combustible, y en vez de inventar un impuesto, decimos que bajaran también los precios de los combustibles".

"Las gasolinas son fundamentales, no solo porque mueven a personas, mercancías, sino porque su precio influye mucho en la carestía de la vida, en la inflación. Si aumenta mucho la gasolina, se registra de inmediato en un aumento de otros precios.

López Obrador reclamó que en sexenios pasados se pensaba que si aumentaba la gasolina, "pues no afectaba".

"Un secretario de Hacienda llegó a sostener que el gasolinazo no afectaba a la población, porque la mayoría de la población no tenía automóviles. ¡Imagínense ese razonamiento!".